Páginas

Ayn Rand - La Rebelión del Atlas

miércoles, 29 de mayo de 2013

Cuando comencé a leer ''La Rebelión del Atlas'' lo hice realmente sin saber que estaba a punto de comenzar a leer.
No sabía que se convertiría en un libro que me dejaría profundamente marcada. Tampoco sabía que modificaría mi modo de ver el mundo.
Para llegar a comprenderlo es necesario leerlo dejando que te atrape, absorbiendo cada palabra.

No puedo más que deshacerme en halagos con la maestría con la que ha sido creado. Su autora ha sacado a la luz una auténtica obra maestra.

Me resulta increíble ver el desconocimiento que hay de éste libro, en mi opinión debería ser una obra de referencia.

Todos los valores que se muestran deberían ser los que guiaran las acciones de la humanidad, se muestra la cara real de lo que significa el amor, la generosidad, el valor, la fuerza y la verdadera grandeza que sólo está al alcance de unos pocos.

La trama del libro gira entorno a un pulso. Un intento desesperado por salvar el mundo frente una fuerza arrolladora de corrupción que todo lo corrompe y destruye.
Las grandes mentes del mundo sacrificándose por la supervivencia de todos, siendo obligados a producir ideas y soluciones para todos los problemas y crisis mientras van siendo devorados por sus opresores.
Hasta que la mente más genial de todas dice basta. Hasta que decide detener el motor del mundo.


Si hay que nombrar algunos de sus protagonistas diría cuatro nombres: Dagny Taggart, Hank Readen, Francisco d'Anconia y John Galt.

No puedo sacar una única enseñanza, ''La Rebelión del Atlas'' en su totalidad es un camino de aprendizaje.


¿Quién es Jonh Galt?

Sanderson Brandon – Elantris

lunes, 27 de mayo de 2013

''Elantris'' se trata sin duda de una novela adictiva.
Entremezcla de forma sutil y deliciosa política, religión y fantasía. Y no descuida el toque romántico.


Su historia gira alrededor de Elantris, ciudad de dioses caída en desgracia por una terrible maldición que convirtió a sus habitantes en monstruosidades. Y la maldición aún continúa, habitantes de la región de pronto caen malditos y son arrojados a la terrible ciudad.
Justamente eso es lo que le sucede al joven príncipe heredero al trono de Arelon, convertido en elantrino maldito es arrojado a la ciudad.
Raoden es uno de los personajes que mas me ha gustado, su optimismo, su fuerza, su determinación. Se trata si duda del perfecto líder, sin importar fuera o dentro de Elantris...

Nos encontramos también con la princesa Sarene, se trata del personaje que menos me ha convencido. Aunque no era culpa suya, la devoción que sus amigos le procesaban y el inexplicable  amor de Raoden hacia ella... Resultaba irreal. Si, era sin duda una mujer fuerte, diferente a las de su época y con una parte muy tierna. Pero tanta adoración no parece creíble. En mi opinión, se abusa demasiado del encanto de la muchacha.

Y la gran joya de los protagonistas, el gyorn Hrathen. El enemigo. Un personaje intrigante, arrogante, astuto, inteligente, aparentemente frío. Realmente sientes deseos por saber más de él, por conocerlo... Se adivina su carácter y retazos de su pasado, pero no se llega a saber realmente quién es. El hecho de ser ese personaje que más deseas conocer, lo convierte a la vez en algo incompleto del autor. Raoden y Sarene son igualmente personajes bien definidos, pero su personalidad marca su historia, sus actuaciones son siempre predecibles Son dos personajes bellamente creados, pero planos. Son lo que son.
Hrathen presenta una evolución, en su caso, su historia marca su carácter y es imposible llegar a conocerlo, sentirlo cómo algo verdaderamente tuyo sin conocer su historia. Y por desgracia es un punto ciego en la novela.

Quizá lo peor ha sido la historia de amor entre los protagonistas. Es una historia de amor con fundamentos, no nace de la nada. Un poco similar al clásico de la Bella y la Bestia, Sarene tiene que conseguir ver a través del ser en el que se ha convertido Raoden. Pero si bien la historia puede tener un romance fundado, en ningún caso tiene fundamento la devoción del príncipe por la princesa. Ese es el punto que me ha disgustado del romanticismo de ''Elantris''.


Sin duda es una novela recomendable, perfecta para pasar un buen rato.

La esperanza puede mover montañas, la ilusión y encontrar un sentido a tu existencia, por mísera que ésta sea, puede salvarte de la desesperación. Un auténtico líder debe ser capaz de hacer sentir esa esperanza y esa ilusión a los suyos, incluso cuando ese cometido sea justamente lo único que de sentido a su propia existencia.